Suspenden farmacia que vendía medicamentos falsificados y adulterados en Izcalli

La Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios suspendió un negocio con razón social Farmacia Popular, luego de detectar que vendía medicamentos falsos y adulterados, esto en la calle Adolfo López Mateos No. 23, en el Pueblo de San Lorenzo Río Tenco, en Cuautitlán Izcalli.

En el lugar localizaron cuatro productos con anomalías, como el caso de «duradoce» (solución para inyección), el cual tenía la fecha de caducidad en las ampolletas con corrector; además de «denvar» (cápsulas), cuya fecha de caducidad fue borrada en el empaque principal y secundario.

Para el caso de «amaryl» (tabletas), el registro sanitario está vencido desde el 2019 y el empaque tiene diferencias de tamaño. Y finalmente, «agin» (tabletas) tenía diferencias con el producto original en cuanto a color, tipografía, imágenes, textos y tamaño.

La Cofepris recomienda verificar la autenticidad de sus medicamentos y denunciar la práctica ilícita de falsificación y venta de medicamentos a través de la página gob.mx/cofepris, igualmente otros actos u omisiones que representen riesgo o provoquen daño a la salud.

Además, sugirió adquirir medicamentos solo en establecimientos formalmente constituidos que cuentan con licencia sanitaria o aviso de funcionamiento, revisar que los números de lote y fechas de caducidad no presenten anomalías en su impresión y evitar adquirir medicamento fraccionado o a granel.

Por último, la autoridad sanitaria hizo un llamado a quienes adquirieron estos medicamentos a suspender su uso y contactar con profesionales de la salud para continuar su tratamiento médico, así como reportar reacciones adversas o malestares relacionado al consumo de estas medicinas.

Botón volver arriba